Skip to content

Hacé vos mismo una mascarilla para un cabello más sano. Pero, ¿qué es un cabello sano?

¿Qué entendemos por cabello sano?
Al cabello lo forman células, pero no está formado por células. El cabello es “solo” proteína, ¡pero qué proteína tan complicada!
El cabello que vemos es el tallo del cabello, que no tiene actividad bioquímica y se considera muerto: las células que el bulbo piloso formó hace un tiempo dentro del cuero cabelludo, ahora son mayoritariamente queratina. La estructura de la queratina (no completamente elucidada a la fecha) hace que el cabello sea lo suficientemente resiliente como para resistir las condiciones más duras. El cabello crecerá durante años sin daños notables, aunque la luz ultravioleta blanqueará la melanina en el tallo del cabello y lo aclarará después de un verano soleado.

Entonces, ¿qué necesitás para mantener tu cabello sano? En teoría: tratalo de la misma manera que tratarías cualquier proteína. Protegelo del calor, los oxidantes, los productos químicos que modificarán la proteína, etc. Además, protegé el tejido vivo, es decir, tu cuero cabelludo, para que produzca más de esa proteína extraordinaria que es nuestro cabello. Por ejemplo, no uses detergentes fuertes en el cuero cabelludo, ni lo calientes.

¡Ah! ¡Eso es exactamente lo contrario de lo que hacemos!

El cabello de moda
Tan pronto como los humanos comenzaron a arreglarse el cabello, la cultura/moda exigió que se lo expusiera al calor (!), los decolorantes y tinturas (!!), los productos químicos fuertes (!!!) y la tracción (!!!!). Y pasó mucho antes de TikTok. La mayor parte del estrés que sufre nuestro cabello no es el estrés natural, sino el resultado de los tratamientos dictados por la moda. Pero podemos intentar evitar que estos duros tratamientos afecten la capacidad de nuestro cuero cabelludo de producir cabello nuevo y saludable. Tratemos de ser sensatos y recordemos que el cuero cabelludo y el cabello tienen que durarnos muchas, muchas décadas.


¿Qué puede hacer por vos Skin Actives?
El factor de crecimiento de queratinocitos es el factor de crecimiento que le dice al cuero cabelludo que produzca cabello. Es un recurso precioso que Skin Actives pone a tu disposición. ¡Aprovechalo! Nuestro suero para el cabello es el tratamiento más avanzado del mundo para el cabello y el cuero cabelludo.


¿Qué contienen esos champús, acondicionadores y alisadores del cabello, permanentes, etc.?
Los acondicionadores para el cabello contienen sustancias químicas con cargas eléctricas positivas que se adhieren al cabello. Los productos químicos del acondicionador se acumulan en los bordes de las escamas dañadas de la cutícula, lo que ayuda a suavizar y rellenar roturas y grietas. Como resultado, el cabello tiende a volverse más manejable y brillante; las proteínas y la dimeticona son útiles en este proceso. El cabello teñido o con permanente necesita un cuidado especial, y los acondicionadores y otros productos pueden ayudar a reparar la cutícula del cabello dañado.
El cabello absorberá el pantenol, que ayuda a retener la humedad, y los antioxidantes protegerán el cabello de los oxidantes del medio ambiente. Sin embargo, ningún antioxidante es comparable a los oxidantes fuertes que se utilizan para modificar el color y la forma del cabello.


Es posible cambiar la forma del cabello (en una permanente o un alisado) desnaturalizando la queratina, utilizando productos químicos para romper los puentes disulfuro que le dan su fuerza a la queratina y ​​dejando que los puentes disulfuro se vuelvan a formar después de que el cabello es forzado a adquirir una nueva forma. Desde que se inventaron las permanentes a base de calor en el siglo XIX, se han creado métodos más suaves y menos dañinos de romper la estructura de la queratina y restablecerla en la forma deseada.


También se utilizan productos químicos fuertes para teñir el cabello, aumentando su permeabilidad para que pueda absorber las tinturas; el proceso implica el uso de potentes agentes oxidantes (peróxidos) y álcalis.
Tratá de evitar daños innecesarios a la capacidad de tu cuero cabelludo de seguir formando cabello nuevo; tomá medidas para evitar que los productos químicos fuertes que se utilizan en permanentes y tinturas entren en contacto con el cuero cabelludo. Hagas lo que hagas, no intentes ahorrar dinero en una permanente o en una coloración; puede costarte caro, tanto como la caída del cabello.


Los champús son necesarios para limpiar el cabello, pero antes que nada, “no le hagas daño”: los champús no tienen que contener detergentes fuertes como el dodecilsulfato de sodio, pues pueden dañar el cuero cabelludo al extraer los lípidos estructurales.


Una mascarilla Hágalo Usted Mismo para el cabello
Necesitarás:
Coral de algas marinas
Factor de crecimiento de queratinocitos-KGF
Refuerzo de aminoácidos
Every lipid serum -ELS- es opcional para la mascarilla, pero importante para la salud de tu cuero cabelludo. Podés usarlo por separado, calentándolo en un poco de agua caliente antes de aplicarlo. Si lo vas a aplicar por separado, que sea después de la mascarilla de algas marinas.

Cómo hacer tu super-mascarilla: agregá KGF y refuerzo de aminoácidos a las algas marinas y mezclá bien. No te preocupes si el polvo no queda completamente disuelto; finalmente lo hará. Agregá unas gotas de ELS y mezclá nuevamente (a menos que decidas usar ELS por separado).

Aplicá la mascarilla en el cuero cabelludo. El cabello en sí no se beneficiará mucho de nada que le pongas, aunque eventualmente se sentirá más suave después del enjuague de la mascarilla (dejala todo el tiempo que puedas).
Aprovechá para tomar una siesta o relajarte escuchando tu música favorita.


Las afirmaciones de esta página no han sido evaluadas por la FDA y no están destinadas a diagnosticar, curar, tratar o prevenir ninguna enfermedad.

Traducido por la Dra. Cecilia Hidalgo

Leave a Comment

You must be logged in to post a comment.